La moringa: una defensa natural para los efectos del invierno

Lima. El invierno inició oficialmente el pasado 20 de junio. Según el Servicio Nacional
de Meteorología e Hidrología del Perú (Senamhi), durante el mes de julio se presentarán niveles
mayores de humedad, por encima del 90%, intensidad que se sentirá mayormente en la capital. Con
ello, también pueden llegar las enfermedades respiratorias y, ante la presencia de la COVID-19,
puede originarse cierta preocupación para los peruanos, pero tranquilidad, aquí van algunos
consejos para que eso no suceda.
Según el Dr. Jaime A. Yáñez, Ph.D., Gerente Corporativo de Asuntos Científicos y Regulatorios de
Teoma Global, es importante cuidarse para prevenir y no contraer resfriados, gripes u otras
enfermedades respiratorias “La clave para afrontar el invierno de la mejor manera es a través de un
sistema inmune fortalecido. Es vital el consumir alimentos ricos en nutrientes y tener variedad en
nuestra alimentación con super alimentos. Recientemente, lanzamos Moringa Jen, que se suma a
nuestra línea Moringa, que contiene plantas con propiedades expectorantes y que son muy usadas
durante el invierno como el kion, eucalipto, ajo, magnesio, vitamina C, zinc y, por supuesto, la
moringa”.
La moringa, una planta medicinal originaria de la India y que se cultiva en Perú desde hace más de 20
años; es también conocida como el árbol de la vida, debido a que ha ayudado a muchas personas de
bajos recursos económicos a prevenir la desnutrición por su contenido de nutrientes. El experto
señala que es una gran aliada no solo durante las épocas de invierno, sino por el resto del año. “Sus
propiedades nos ha permitido incluirla dentro de nuestros productos”, menciona Yáñez, quien
además hace un recuento de sus dos principales atributos:

  1. Super alimentos: La moringa es rica en calcio, potasio, magnesio, zinc, vitaminas A, C y E que,
    según estudios científicos, poseen componentes antioxidantes y antinflamatorios. “La moringa
    tiene alto contenidos de vitamina C, inclusive más que las naranjas”, agrega Yáñez. En el año
    2020, salió un estudio en Estados Unidos, en el cual se menciona las potenciales propiedades
    benéficas de la moringa para el sistema inmune e inclusive se le vincula con enfermedades
    autoinmunes. Aunque faltan aún más estudios clínicos, es una excelente noticia por la cual el
    consumo de esta planta debe formar parte de tu alimentación diaria.
  2. Los efectos expectorantes del jengibre, eucalipto y ajo: Son plantas muy usadas durante el
    invierno por sus efectos expectorantes. “En Moringa Jen agregamos jengibre, eucalipto y ajo
    porque son una excelente combinación sobre todo en épocas de invierno. Además, presenta un
    alto contenido de vitamina C, magnesio y zinc, que, según estudios clínicos recientes, cumplen
    una función importante sobre el sistema inmune y han demostrado que pueden reducir el
    tiempo de recuperación de afecciones respiratorias”, añade el especialista de Teoma.
    “Desde Teoma, estamos apostando por lo natural y seguimos brindándole a todos los peruanos
    productos naturales con sustento científico, más aún en tiempos donde la nutrición es un punto
    clave en nuestro día a día”, concluye el experto.

Comparte