5 recomendaciones para mantenerte hidratado en verano

Para que nuestro cuerpo pueda funcionar correctamente es importante contar con una hidratación adecuada. Durante el verano aumentan los casos de deshidratación siendo entre los principales afectados los niños, deportistas y adultos mayores.

Por ello, la nutricionista Jimena Trujillo del Programa Confía de Laboratorios Hersil brinda algunos consejos para mantenerte hidratado y no esperar a tener sed para tomar un poco de agua.

Toma agua
Con el calor aumenta la sed y muchas veces caemos en el antojo de comer un helado o gaseosa, pero estos productos no ayudan a calmar la sed sino que al contrario pueden aumentar esta sensación. La mejor opción es siempre tomar agua, siendo dos litros al día una medida óptima.

Consume frutas y verduras
Estos son alimentos ideales para mantener el cuerpo hidratado, ayudar a saciar la sed y el hambre durante el día. Por ejemplo, la sandía contiene un 90% de agua, fibra, vitaminas y minerales. Mientras que el pepino tiene 96,7% de agua además de vitaminas y minerales. Otros alimentos que podemos incluir en nuestra dieta son: apio, tomate, lechuga, piña, melón, toronja, fresas, melocotón, entre otros. Asimismo, para darle un impulso a la nutrición y mejorar el Sistema Inmune es recomendable agregar a nuestra dieta complementos nutricionales que pueden ser sugeridos por su médico o nutricionista.

Cuidar la exposición ante el sol
Al momento de salir, debemos ser cuidadosos y recordar que el COVID-19 (Coronavirus) sigue presente por ello es crucial llevar una mascarilla, alcohol en gel y mantener la distancia social. Pero también debemos recordar la importancia de ponernos protector solar. Este elemento evitará que la piel se deshidrate, reseque y acelere el proceso de envejecimiento. Usar estos protectores evitará un aumento de la temperatura dérmica y de la pérdida de agua.

Hidrátate al hacer deporte
Para tener un entrenamiento exitoso es importante tomar agua antes, durante y después de hacer deporte. Es recomendable tomar agua en pequeños sorbos, de esta forma evitas riesgos de lesiones, agotamiento, mareos que son síntomas típicos de deshidratación. Además, no esperes a tener sed para tomar agua porque ese ya es un signo de deshidratación.

Evitar bebidas alcohólicas
Cuando se consume alcohol el cuerpo tiende a deshidratarse más. Ingerir bebidas alcohólicas puede disminuir la producción de la hormona que ayuda al cuerpo a reabsorber el agua.

Esto aumenta la micción, hace que el cuerpo pierda más líquido de lo normal y aparecen síntomas como boca seca, sed y dolor de cabeza.

Comparte